Fantasmas en el cerebro

Vilanayur Ramachandran es un neurólogo investigador de Neurociencia de origen hindú y es uno de los mayores expertos en el mundo en el tema de “miembros fantasma”. Se trata de esos dolores inexplicables que presentan los amputados y que se muestran muy resistentes a la extinción y que plantean el siguiente problema ¿Cómo es posible que duela un miembro que ya no existe?

Sigue leyendo

Las tres caras de Eva

eva

Recientemente he vuelto a visionar la película de 1957  “Las tres caras de Eva” debido a que necesitaba documentarme sobre “personalidad múltiple” en relación con mi curso-seminario sobre “La traumática historia del trauma”.

Sigue leyendo

La hipótesis del germen gay

La homosexualidad pudiera ser un “síndrome darwiniano”, mucho más que una enfermedad o un pecado, los dos paradigmas asociados desde el inicio de los tiempos

virus.

Hace algún tiempo ya escribí un post acerca de otra de las hipótesis que se han barajado para explicar la conducta homosexual, me refiero a la hipótesis del gen gay. Los que leyeran aquel post ya estarán convencidos de que la hipótesis genética no explica la homosexualidad de ninguna manera pues  la heredabilidad para la homosexualidad masculina es baja a moderada (30 a 45%). Existe por lo tanto algún tipo de predisposición genética, pero es débil y puede ser simplemente un bajo grado de androgenización prenatal, como demuestra la baja concordancia entre gemelos homozigóticos . La homosexualidad es además demasiado frecuente para ser explicada por un mecanismo genético. En este sentido no aventuraré ninguna cifra por la diversidad de dificultades para computarlas cifras sobre este asunto, solo para decir que el estudio más serio que se ha llevado a cabo sobre la materia es el informe Kinsey.

Sigue leyendo

El triunfo edípico

El limite ha dejado de ser muro y se ha transformado en puerta.

(E. Trias)

El TLP (trastorno border-line o limite) es un trastorno de la personalidad que está en alza, al menos en la frecuencia con que lo diagnosticamos, se supone que su prevalencia es de aproximadamente un 1% de la población general de lo cuales un 85% son mujeres y el resto hombres. De manera que se trata de un trastorno muy frecuente, tanto como la esquizofrenia y el trastorno bipolar y con un claro sesgo en el sexo femenino. Una explicación de este sesgo podria estar relacionado con la idea de que en los hombres se diagnosticaría más el trastorno antisocial que muchas veces se solapa con la sintomatologia limite.

Sigue leyendo