Ciencia y creencia


La ciencia y las creencias empastan mal, lo verdadero empasta fatal con lo que entendemos como bueno o deseable, es por eso que la gente tiene creencias, algunos demasiadas y otros demasiado pocas, pero lo cierto es que es imposible renunciar a las creencias, todos las tenemos. Y las tenemos porque representan atajos en el conocimiento, más vale tener una creencia falsa sobre algo vital que no tener ninguna y morir en el empeño.

Es por eso que hablamos de dos clases de falacias: la falacia moralista, “es verdadero porque es bueno que sea así” y la falacia naturalista, “es bueno porque está en nuestra naturaleza” (o “es malo porque no está en nuestra naturaleza”). Las dos falacias dan lugar a un enorme montón de errores cognitivos y éticos. Los que más caen en la falacia moralista suelen ser los “progresistas”, los de izquierdas por así decir mientras que los que más caen en la falacia naturalista suelen ser los conservadores, los de derechas por así decir. No deja de ser curioso que los creyentes (sean del signo que sean) apoyen la falacia naturalista con más convicción que los progresistas a veces cometiendo otro error epistémico fundamental. Asi por ejemplo, los homófobos suelen argumentar que la homosexualidad no es natural, aun hoy cuando sabemos que las conductas homosexuales están bien representadas en la naturaleza, incluso hoy sabemos que la homosexualidad, al menos la masculina es heredable.

Pero voy a referirme en este post sobre todo a las falacias moralistas porque son sin duda las que más influencia tienen en la politica, en el gobierno de lo colectivo y en la educación y aun en la sanidad.

Todo el mundo estará de acuerdo que la Ilustración marcó el comienzo de la modernidad. Psicológicamente hablando podemos definir la modernidad como la sustitución del sujeto por un individuo, un individuo que tiene una subjetividad y es portador de valores éticos y morales por el sólo hecho de serlo. Algo así como si hubiera un órgano en el interior de cada cerebro que sostiene una especie de catálogo sobre lo bueno y lo malo, lo deseable y lo indeseable, lo moral y lo inmoral.

Naturalmente esta concepción del hombre tiene consecuencias sobre los individuos concretos, asi la responsabilidad y la culpa, la vergüenza, o la humillación aparecen como subproductos de un cerebro quizá averiado sin tener en cuenta lo contextual, lo que define este tipo de emociones o sentimientos. De manera que es posible asegurar que el individualismo es un subproducto de la modernidad, algo que ha aportado beneficios y también calamidades a nuestra especie.

Si tenemos en cuenta que la modernidad se caracteriza tambien por la aniquilación de todo sentimiento religioso que fue el cemento de lo colectivo, es posible asegurar que el hombre moderno librado a sus únicas fuerzas se encuentra bien solo en su interacción con el mundo, dejando sólo a un Estado impersonal como garante de su condición humana.

Pero lo cierto es que los Estados también se hallan infiltrados por creencias acerca de la propia condición de sus ciudadanos, es por eso que se definen y redefinen constantemente “derechos humanos”, sin caer en la cuenta de que estos supuestos “derechos” son consensos acerca de la vida en común y no tanto estertores de la naturaleza. La falacia naturalista planea constantemente en las formas imaginarias con las que nos relacionamos con el Estado y sus gobernantes.

Pero sin duda es en la política y en la educación de los niños donde podemos encontrarnos con frecuencia con este divorcio que existe entre la ciencia, es decir lo que sabemos hoy, y las creencias que impregnan lo cotidiano, o por decirlo más claramente: los valores en los que la gente cree sin crítica están siendo vapuleados constantemente por las cosas que la ciencia descubre día a día.

Un ejemplo concreto de esta dicotomía es la batalla de los sexos y las guerras que han tenido lugar -fundamentalmente en el siglo XX- en pro de los derechos de la mujer. Algo que se ha desarrollado hasta el paroxismo llevando la cuestión hasta la paradoja de ver como la sociedades acaban por resentirse cuando se desequilibran las balanzas de poder entre ambos sexos.

Para que el lector aprecie mejor el enfrentamiento que ha lugar entre la ciencia y ciertas creencias me referiré al fenómeno de las guarderías infantiles.

Los Estados modernos han invertido muchos recursos en garantizar el empleo de las mujeres, eso que ahora se llama la conciliación. Conciliación entre el trabajo fuera de casa y el hogar. Ingentes recursos se han dedicado a este menester, no sólo con los periodos de lactancia de madres y extendidas a los padres (que son costos laborales) sino en la inversión en guarderías.

La guardería -como su nombre indica- es un lugar donde se lleva a los niños de corta edad hasta que comienzan su escolarización, de modo que los niños que acuden a ese lugar son niños sin destetar, que no retienen esfínteres y cuyas edades oscilan entre 1 y 3 años según paises y tradición de nursing.

Lo usual es que las mamás que tienen trabajo depositen allí a sus niños y que o bien el padre o bien las madres o algun familiar lo recojan despues del horario pactado. Lo cierto es que las guarderias son lugares siniestros donde con independencia  de su calidad y dedicación o vocación de sus trabajadoras, los niños son “aparcados” ofreciéndoseles aseo, comida, compañia y conversación en el mejor de los casos si bien en un entorno impersonal, y que está en relación con la ratio cuidador/bebé.

Esto es lo que dicta el sentido común: las guarderias no son un lugar demasiado higiénico para un bebé de corta edad, no sólo por la acumulación de gérmenes por metro cuadrado (los niños que acuden a estos lugares están siempre a merced de alguna enfermedad infecto-contagiosa) sino por el ruido ambiental, por los llantos continuos de otros bebés, por las diferencias de edad entre niños y en el caso más común por el aburrimiento de la hipoestimulación.

Pero faltaba demostrarlo, eso es lo que hizo Jay Belsky de la universidad de Londres, un experto en familias y en niños que hizo un descubrimiento no tan sorprendente: los niños que van a las guarderías son luego más agresivos y desobedientes que los que no van a ellas y se crían en entornos familiares normales.

Lo interesante de su investigación es que la variable crítica es el tiempo que se pasa en ellas y no tanto la calidad de la misma, lo que viene a señalar hacia la idea que es la guarderia por sí misma la que genera esta disfunción en los niños. El segundo hallazgo interesante de Belsky es su conceptualización de por qué sucede esto. Para él es la presencia de muchos niños lo que resulta disfuncional a esas edades y no tanto los cuidados que les son prestados, los niños no gustan de entornos parecidos a los camarotes de los hermanos Marx y prefieren entornos predecibles, sincrónicos y calmados.

Aqui hay una entrevista de Punset a Belsky.

Naturalmente el hallazgo de Belsky es políticamente incorrecto. ¿Es que Belsky propone que las mujeres volvamos a quedarnos en casa, gritan las feministas?

Naturalmente que no. Belsky no se pronuncia sobre lo que debemos hacer seamos hombres o mujeres, simplemente siente pasión por la verdad, el verdadero motor de un científico y si esa verdad entra en colisión con las verdades que sostenemos públicamente, allá ellos. El hombre del tiempo que predice un temporal para mañana no es un forofo de los temporales ni tiene ningun interés en que llueva o haga sol, le pagan por predecir el tiempo y eso hace sabiendo que nunca llueve a gusto de todos.

La falacia moralista emerge aqui en toda su crudeza, puesto que es bueno y un gran adelanto que la mujer haya salido del círculo familiar y se haya incorporado al mundo del trabajo, entonces es deseable que el Estado dedique recursos a las guarderías que son instituciones buenas en sí mismas.

Y si algo es bueno en sí mismo entonces el que se opone a ello, lo critica o lo pone en tela de juicio o es un miserable, o es un machista o es simplemente un malvado. Así funciona la falacia moralista, con descalificaciones ad hominem y puesta en marcha de un plan para neutralizar, aislar y condenar a quien ha tenido la mania de entrometerse en esa santa institución que llamamos guarderias.

El resultado es que no se puede hablar u opinar sobre ciertas cosas, y lo peor: no se puede investigar sobre ello, se ha de pasar un ligero velo sobre ciertas cuestiones y no molestar a ciertos colectivos, usualmente gays, feministas o partidarios de la coeducación.

La coeducación, es decir el que niños y niñas vayan juntos al colegio es otra de esas instituciones intocables, la coeducación es buena por sí misma, luego es verdadera. Lo cierto es que existen pruebas de que la coeducación beneficia un cierto estilo educativo basado en la docilidad, la obediencia, lo memorístico en contraste con los aprendizajes que llevan a cabo los chicos más bien modelados por la acción y la competencia. La coeducación es muy probablemente la causa de que los niños vayan más retrasados que las niñas incluso en CI, hasta que las cosas se igualan allá por los 16 años. El adagio que hizo famoso Kanazawa (Kanazawa y Lynn, 2011) es que las niñas son más inteligentes que los niños pero los hombres son más inteligentes que las mujeres, una sentencia que le valió la condena de buena parte de la opinión publica. Aqui en este post ya hablé de la coeducación, de modo que remito allí al lector interesado en esta falacia concreta.

Naturalmente a los que defienden la segregacion educativa les acusan de “beatos” o discriminadores. No me cabe duda de que los hay, pero ¿y si fuera verdad que la coeducación tuviera efectos secundarios en los cerebros de los chicos? Para saberlo hay que investigar.

Y para investigar hacen falta fondos. ¿Quien los pondrá, el Estado fascinado por los idearios de la igualdad, la Iglesia?

La igualdad es otra de estas ideas donde ciencia y creencia colisionan constantemente. El Estado moderno ha crecido en la idea de que hombres y mujeres somos iguales y cada vez se acumulan más las pruebas que señalan hacia la diferencia. Se trata de diferencias sobre la actitud (motivación) y no sobre la aptitud, los hombres se encuentran más interesados -en sus elecciones profesionales- por la fisica, la informática, la ciencia en general, mientras que las mujeres se sienten más interesadas por otras areas relativas al cuidado, medicina, psicología y enfermería o a las humanidades.

Esta verdad que cualquier persona sensata conoce empíricamente, ha soportado tantos ataques por parte de las feministas y los gobiernos de izquierdas de toda Europa que ha merecido una investigación por parte de las autoridades noruegas, uno de los paises más igualitarios del mundo. Se trata de la paradoja noruega; se dice paradoja porque resulta chocante que en uno de los paises mas igualitarios del mundo las mujeres elijan las profesiones tradicionales de su sexo, igual que sucede con los hombres, la conclusión es que a más igualitarismo más oportunidades para elegir según nuestras inclinaciones.

Es precisamente en estos paises donde las mujeres pueden elegir con más naturalidad y no forzadas por cualquier otra cirscunstancia. Es ahi donde podemos obervar a las claras cuales son sus preferencias.

Y es por eso que las mujeres no improvisan jazz, exceptuando a ésta (y algunas otras excepciones) claro.

Bibliografía.-

Lynn, Richard and Satoshi Kanazawa.  2011.  “A Longitudinal Study of Sex Differences in Intelligence at Ages 7, 11, and 16 Years.”  Personality and Individual Differences.  51:  321-324.

41 pensamientos en “Ciencia y creencia

  1. Perdona pero quiero hacerte ver que tu también caes en una falacia en tu aseveración sobre la igualdad entre hombres y mujeres, tal com explicas al decir. “cómo concibe el Estado moderno la igualdad, etc etc. La igualdad por la que ha luchado y lucha la mujer y los hombres que aman a las mujeres (jajaja) y comprenden el profundo dolor que se les ha causado a lo largo de cientos y cientos de años, por no decir miles y se les continua causando, és en DIGNIDAD Y OPORTUNIDADES, no cómo pretendes mostrar, la igualdad en otros campos y menesteres, tal como por otra parte, nos muestra nuestro propio cuerpo: diferente pero complementario!. Creo que la reflexión sobre la sociedad actual, si és responsable y pretende ser científica, por tanto erguirse en un baluarte muy preciado en la opinión “creencia” pública , tal como pasa en la actualidad con la Ciencia de la Medicina y la Psiquiatria, ha de deslindar y profundizar mejor los conceptos que pretende analizar y cuestionar, tal como pretendo mostrar en mi crítica a tu artículo. De todas formas te agradezco la posibilidad de dejar un comentario, cosa que, para mí, habla a tu favor, a pesar de que no esté de acuerdo con tu planteamiento y considere que hablas desde una “creencia” muy fuerte predeterminada.

    • Ese es un argumento muy manido: los que no estan de acuerdo conmigo hablan desde su sesgo o sea que lo que yo digo no es ciencia sino ideologia.. Bien y cual es tu sesgo? Y como saber quien tiene menos sesgo tu o yo? Sin apelar a un argumento que se llama autoridad es imposible salir de ese dilema. Mandame tu curriculum y los pesamos

      • Ahh Paco entonces el crítico tiene razón, estás aceptando que tienes tu sesgo , y es natural, imposible no tenerlo. En lo que creo que hay que tener cuidado es en pretender que existe una Ciencia aséptica de lo ideológico (tú lo muestras sin darte cuenta, cuando te preguntas ¿quién financiará esa investigación?)No existe ciencia pura, verdad pura, estamos inscritos en coordenadas históricas e ideológicas.
        Un abrazo y felicitaciones por tu Blog, te saluda un admirador desde Perú
        Efrain Flores

      • ¡Ja, ja, ja! Parece una respuesta brotada de labios de un ilustrado del siglo XVIII. O sea, de lo que cierta corriente histórica denominó “déspota ilustrado”, sin sospechar lo más mínimo de su propio despotismo (el de la corriente crítica). O sea, lo de la viga en ojo propio y la mota en ajeno, etc. Una respuesta que no sólo me hace sonreír sino que AYUDA a vivir. ¡Bravo! La pelota, sólo de y en el fútbol, ¿eh? ☺

  2. Las creencias -o por ser más precisos o acaso por ponerlo dificil a los hipermodernos que no cuestionan la Ilustración-, los modos en que nos representamos el mundo son más ubicuos y profundos de lo que estamos dispuestos a aceptar. El modo en que nos representamos el mundo es a prioristico, depende de axiomas (aunque no solo) y se enhebra en el imaginario. Toda demostracion opera a partir de lo dicho.

    • “El modo en que nos representamos el mundo es a prioristico, depende de axiomas (aunque no solo) y se enhebra en el imaginario”.

      El modo en que se nos representa el mundo es producto de nuestro genotipo; y además, en menor medida, quizá, de nuestro fenotipo. ¿Qué es eso de que “se enhebra en lo imaginario”?

      Lectura recomendada: ‘Die Welt als Wille und Vorstellung’, el legado al mundo de A. Schopenhauer. ¡Casi nada, toda una vida en una obra! Si no lo puede leer en su lengua (o sea, en su “alma”), existen recientes traducciones al español que recomiendo por orden creciente:

      1. La de Pilar López de Santa María (Trotta, 2009). Simpática y sopesada. Además, está realizada por una mujer (pero ¡ay!, ‘traduttore, traditore’).
      2. La presentada por Luis Fernando Moreno Claros (Gredos, 2010). Los traductores vierten muy bien ciertas ideas; es relativamente fiable (pero, ¡ay!, ‘traduttore, traditore!’).
      3. La de Roberto R. Aramayo (Círculo de Lectores-FCE, 2003). Destroza todas las citas, traduciéndolas, del original, no es lo fiel que debiera y no es fino al verter ideas complejas (¡ay! -y aquí mucho más-, ‘traduttore, traditore’).

      Explíquenos usted por qué afirma que nuestra representación del mundo “se enhebra en lo imaginario”. Saludos y gracias anticipadas.

      • Tecnicamente -ya que citas a Schopenhauer, por que la noción de representacion, de corte kantiano opera a partir -auqnue no solo- de los esquemas transcendentales de la imaginacion. La noción de representación como sabes responde a la pretensión de Kant de hacer recaer el conocimiento además de en la sensibilidad en los propio modos y límites del conocer del hombre. Para Kant el proceso del conocer del hombre se serviría de la imaginacion en lo referente al discernimiento formal de los fenómenos. De todos modos en este tema concreto me remito más a la idea de paradigma de Kuhn, a la incompletitud de Gödel por el cual todo modelo acoge en su seno de axiomas indemostrables en tanto punto de partida, a la idea de imaginacion de Ortega y su relacion con la ciencia (Ideas y creencias) y, sobre todo, a las teorias de la imaginacion creadora según las cuales nuestra manera de ver y conocer el mundo vendría a constituir ese mundo a partir de la imagen que nos hacemos de él. Por eso las creencias nos tienen ellas a nosotros…

      • Gracias por tus puntualizaciones. El mundo como representación es una imagen propia de ‘la cosa en sí’, por eso “se enhebra en lo imaginario”…

      • Sí, es uno de los tres “registros” de lo anímico según Jacques Lacan. Pedía yo a nuestro amigo forista que explicara el concepto, pero lo refirió vía Kant. Y es que, claro, el lenguaje es equívoco. E “imaginario” en otros contextos ( también en ése sin explicitarlo) se opone a “real”. Quizá el mayor mérito de Schopenhauer haya sido formular un ‘corpus’ filosófico sólido a partir de una tesis muy simple, que el mundo es voluntad y representación.

    • Uno de los mayores límites de la cultura ilustrada -a excepcion de Kant que inspirara toda la línea romántica en su valoración de la imaginacion- es desatender el complejo proceso de elaboracion de la imagen que tenemos del mundo y de como ésta imagen que nos hacemos del mundo nos condiciona “epistemologicamente”. Y el caso es que esa imagen que nos hacemos del mundo no depende de la racionalidad, que es algo ulterior, sino de la actividad de la imaginacion constituyendo la “forma” y “textura” de nuestro mundo. La ilustracion ha desatandido la imaginación -entendiéndola como delirio arbitrario- y con ella toda la complejidad de la vida anímica en su potencia de alumbrar mundos-no todos vivimos el mismo mundo-. Uno de los mayores tópicos de la Ilustracion es suponer la existencia de un mundo objetivo. Kant bien sabía que la idea de objetividad depende del proceso de formalización y elaboración del conocer humano. Dicho de otro modo; no hay ninguna realidad ahí fuera al margen de ese observador humano que cataliza el mundo humano… Kant escribe La crítica de la Razon pura para defender de la crítica esceptica de Hume a la ciencia newtoniana pero al quedar acogidas las facultades imaginativas en el proceso de formalizacion del conocer humano Kant deja abiertas sendas que luego serán retomadas por él mismo en “La critica del juicio” y despues, siendo radicalizadas, por idealistas y románticos… En ser capaz de dar cuenta y razón del imaginario la psiquiatría se la juega. La esquizofrenia es basicamente un desarreglo radical de esas facultades del imaginario.

  3. “Mandame tu curriculum y los pesamos”
    me gustó y me he cagado de la risa. Sigue habiendo torquemadas ( a pesar de que ya escribiste sobre la psicopatología del troll). Nunca supe del tratamiento,jejeje. REY CARMESI: ¿ dónde puedo leer sobre la demostración de que los hombres son más inteligentes que las mujeres (me interesa salir de dudas)?

  4. Saludos coordiales,

    WOWW!! ¡qué tema más picante! Incluso se puede ver en los comentarios, yo creo que el verdadero cientifico es el que nunca deja de cuestionarse. Es una lástima que no pocas veces la ciencia tenga que ser “politicamente correcta” o pasar por el filtro de la “moral”; no molestar a “grupos sensibles”, ya que, es bueno que sea así. En este contexto el verdadero cuestionador queda margina, excluido e incluso ridiculizado y lo peor sin fondos.
    Personalmente como mujer oser humano NO me ofendo si salen estudios: son más inteligentes los hombres, yo me ofendo cuando se publican estudios con tintes políticos. Claro la ciencia no acierta toda verdad, pero hacerlo deliberadamente para reforzar creencias, es maldad.
    Sé que España tiene políticas de fundadas en la ideología de genero. Supongo que es bueno que sea así.

    • “Sé que España tiene políticas fundadas en la ideología de genero. Supongo que es bueno que sea así”.

      “Bueno”, sin duda, para quienes se benefician de esas políticas.

  5. En mi país existe un debate sobre la inseguridad ciudadana es una percepción. Los periodistas responden que no lo es al ministro del interior. Pero la verdad es que si lo es. La percepción es real por ser humana producto del procesamiento cognitivo de los inputs de los sentidos. En mi país la prensa se dedica a sacar las peores noticias por eso la sensación de inseguridad es alta) apesar de eso si debo admitir que ha crecido bastante). En psicología se puede decir que la gente esta un proceso de hipervigilancia por la fobia (el gobierno no ha puesto campañas de comunicación de sus logros en ese tema). A mi por ejemplo solo me han robado dos veces en mi vida. Ahora el porque se da esa problemática es debido a factores culturales como el resentimiento de los hijos de los inmigrantes andinos a los cuales hay que sumar el rompimiento del colectivismo andino que en parte disminuía esos males en los pobladores que ahora se están volviendo más individualistas, hay investigaciones que relacionan la infelicidad (http://pepsic.bvsalud.org/scielo.php?script=sci_arttext&pid=S0254-92472007000200005) hay otra investigación de un psicólogo social y antropologo que habla también de la violencia y el afán de crecimiento económico. Felicitaciones por tus artículos que saiempre nos abren al conocimiento ante tanta creencia que ronda la web.

    La ciencia siempre saca verdades que incomodan. ¿Una pregunta que tanto esta desarrollado el campo de la psicologia evolucionista porque estoy pensando en dejar mi carrera para pasar a estudiar psicología?

  6. ¿Conoces a algún niño o niña que no quisiera vivir con ambos padres? ¿Y que los adultos pusieran de lado sus estúpidos egos (alias multiplicidad propia) para entregarles amor y atención? Yo no, y legalizar el matrimonio homosexual siempre va contra ese derecho fundamental de los niños.

  7. Buenas, no voy a desmerecer el trabajo de argumentación que has llevado a cabo con este artículo, pero desde mi punto de vista te parapretas en el marco explicativo de la ciencia para, en el fondo, defender la agenda de ideales del pp y el neoliberalismo actual. Y el constructo inteligencia te viene al pelo para ello.

    Te pseudo parafraseo “la educación mixta es negativa porque hace que los niños sean menos inteligentes y más dóciles y menos competitivos (eso la educacion para la ciudadania para las chicas y los gays, el emprendimiento y noseque para los hombres), ya que a partir de los 16 años los niños se vuelven más inteligentes que las niñas” (o algo así..jajaja). No se, puede ser que el contexto en el que se tienden a desenvolver las mujeres y hombres a partir de esas edades sea bastante diferente y se vuelva en cierto modo deficitario para el desarrollo de un mayor IQ por parte de éstas.

    Por otro lado te digo que la inteligencia por mucho que nos guste endiosarla es una tendencia de personalidad como cualquier otra; no es tan dificil operacionalizar un concepto que te sirva para segregar la población en función de tus valores e intereses. También he de decir que me sorprende en ocasiones tu falta de coherencia y tus respuestas “peregrinas” para salir del paso (en otro lado me dijiste que el DSM no te gusta porque es acausal y operativo… ¿y la inteligencia qué es?; también te vi responder en otro post en el que las estadísticas no te daban la razón que “si quieres conocer algo vívelo, si quieres esconderlo haz un estudio estadístico”…ejem).

    Dejo un enlace bastante interesante sobre las raíces histórico-ideológicas del constructo en cuestión

    http://academia.edu/1760412/El_homo_pugnax_en_la_historia_de_la_psicologia_de_las_diferencias_humanas_una_aproximacion

    • Una vez comprobado que no eres uno de esos trolls habituales que suelen venir por aqui paso a contestarte a unas cosas y no a las que me atacan personalmente con suposiciones tuyas:
      Dices que no vas a desmerecer mi argumentación pero lo cierto es que no solo interpretas mal mi texto sino que lo citas mal e incorrectamente, dije que:
      La coeducación, es decir el que niños y niñas vayan juntos al colegio es otra de esas instituciones intocables, la coeducación es buena por sí misma, luego es verdadera. Lo cierto es que existen pruebas de que la coeducación beneficia un cierto estilo educativo basado en la docilidad, la obediencia, lo memorístico en contraste con los aprendizajes que llevan a cabo los chicos mas bien modelados por la acción y la competencia. La coeducación es muy probablemente la causa de que los niños vayan más retrasados que las niñas incluso en CI, hasta que las cosas se igualan allá por los 16 años.
      Notarás que yo no afirmo nada sino que es algo que se debe investigar y lo que digo es que es una institucion intocable que responde a la falacia moralista. La verdad es que yo no tengo ni idea de si la coeducación perjudica o beneficia a algun sexo en concreto, sospecho que si, pero de momento es solo una sospecha.
      Con respecto a la inteligencia decir que los defensores de la “falacia moralista” soleis sempre salir con el argumento (cuando no os conviene) de que el CI no mide la inteligencia. Pero lamento decirte que es un instrumentos fiable de comparación y aunque no sea una herramienta definitiva para aclarar habilidades finas, es una herramienta compartida por toda la comunidad cientifica cuando se habla de inteligencia y tenemos que medirla.
      Con respecto a las contradicciones que has hallado en mi pensamiento, he de decir que por lo menos me lees y llevas buena cuenta de ellas, aunque me temo que este no seria un buen lugar para aclarar los niveles de definición en que se emitieron y quizá me atribuyas que defiendo al tea party.

      • Lo del pp y tal estaba un poco fuera de onda, pero esta claro que estás defendiendo la educación separada, por eso lo decía. Y los argumentos sobre la inteligencia y las diferencias entre sexos, la validez que les das sin pararte a pensar siquiera que es eso de la inteligencia ni darle importancia a factores socioeconómicos y culturales que podrían estar sesgando este tipo de estudios y/o tener más potencia explicativa (el factor que más correlaciona con el éxito académico, por ejemplo, es el nivel socioeconómico de la madre y se sabe que existe una tendencia a tratar a los alumnos con diferentes expectativas según su procedencia, pero nos gusta más hablar de inteligencia, aunque esto no es de lo que trata ahora el asunto).

        Si te fijas bien yo no he dicho que dicho en ningún momento que los test de inteligencia (el CI) no midan la inteligencia. Si algo miden los tests de inteligencia, es la inteligencia. El argumento iba más por los aspectos de construcción y elaboración de instrumentos psicométricos, su utilidad, su validez, su historia, todas esas cosas que son criticables sin acudir a falacias moralistas (¿no estás cayendo tú en la falacia moralista?…como no te gusta mi argumento, lo clasificas de inmoral (o acientífico que suena más bonito) y apañao.

      • En absoluto, yo no digo mas que lo que he dicho y que tu comentario ha sido en cierto modo -tal y como tu ahora reconoces- fuera de tono con lo del PP. Vuelves a equivocarte diciendo (suponiendo) que soy partidario de la educación separada. En absoluto, simplemente no se que pensar, dudo, yo siempre dudo y dudo más cuando me imponen una verdad revelada.
        Con respecto a los sesgos, de los estudios que estudian la inteligencia, tienes ahi en la bibliografia la referencia que cito. Hombre, no supongas que los investigadores son tan tontos, la muestra que tienen es bastante homogenea y suele tratarse en estos casos de universitarios o de niños que asisten a un mismo colegio.

  8. Lo de los aspectos socioeconómicos no se si es exactamente de la madre pero vamos que hay bastantes estudios que corroboran la influencia, también de la motivación y de otros factores que implican un trato menos jerarquizado. En el primer comentario que hice quedó bastante bien explicado (si te lees el enlace que puse mejor), no es mi intención entrar en un amplio debate con referencias científicas.

    Sobre tus incoherencias y eso aquí

    https://pacotraver.wordpress.com/2009/08/27/la-mente-extendida/

    dices en un comentario la frase que comenté de ” si quieres conocer algo vívelo….” (búscala con editar está clavada).
    No se en que nivel de definición será pero vamos…

    Lo del dsm no se el artículo concreto era uno en el que presentabas el libro “que es curación”, te hice un comentario de crítica al dsm y me dijiste que no te gustaba porque era estadístico, operativo y acausal. Me sorprende esa falta de coherencia, da la impresión de que en el fondo no concedes ninguna validez a los argumentos científicos y los usas como “instrumentos de dominación” (teniendo en cuenta la antropología que manejas me parece de esperar, o igual son prejuicios y suposiciones infundadas, quién sabe).

  9. pongo un para que veais al menos que no me lo invento, hay estudios

    http://eprints.ucm.es/6725/1/0101.pdf

    No conozco el estudio en cuestión que comentas aunque si lo he leido antes por encima, de todas formas aunque vayan al mismo colegio no se hasta que punto se habrán tenido en cuenta otros factores. Ya te digo que a mi me resulta más interesante el aspecto metodológico, antropológico, socio-histórico o cultural del constructo inteligencia (es decir qué mide la inteligencia, cómo lo mide, por qué lo mide, para qué, que significa “inteligencia”?…) independientemente de que sea fiable y/o encontremos diferencias en la ejecución de distintas personas o colectivos(esto lo doy por hecho, así funcionan los instrumentos psicométricos). La afirmación que hice de “la inteligencia es una tendencia de personalidad como otra cualquiera” tiene mucho que ver con esto (y lo contrario tiene mucho que ver con la falacia moralista).

  10. Otro artículo sobre el orígen de esta correlación entre nivel socioeconómico y rendimiento académico y ya lo dejo que me desvié un poco del tema
    http://aquevedo.wordpress.com/2008/03/30/que-determina-el-exito-escolar-%C2%BFtrabajo-en-aula-o-nivel-socioeconomico-2/

    Esto lo pongo porque hay quien podría pensar: ok, pues entonces es que la gente más inteligente tiene mayor nivel socioeconómico (sobre esto no tengo ni idea). Y yo pienso, puede ser, pero aún así, ¿no será porque el sistema que hemos creado y que casi todos veneramos como si fuera la única alternativa válida dispone las condiciones para que la gente más competitiva y voraz acabe sobresaliendo? ¿y si ser inteligente no es algo tan “bueno”? ¿quién sabe?…

      • Estoy de acuerdo contigo, de hecho la evolución privilegia al que más se reproduce (otra cosa es que estar más adaptado facilite una mayor o mejor reproducción, en el sentido de poder ofrecerles mas cuidados a la descendencia).
        Si bien lo que estoy planteando es que quizá en nuestra sociedad el más adaptado tiende a ser el más competitivo y voraz (y que lo que llamamos inteligencia puede estar muy relacionado con estas tendencias de personalidad), pero bueno tampoco es algo que esté tan claro (ni tan oscuro) supongo.

        Sobre el debate en torno a las diferencias de IQ y la importancia, utilidad, validez , moralidad, etc de estas pruebas y como se aplican e interpretan actualmente te remito al debate que se generó a raíz del libro “the bell curve” y que fue ampliamente rebatido por Stephen Jay Gould en su libro “La falsa medida del hombre”. A decir verdad, no me he leído ninguno de los dos, pero tenía noticia de esta controversia y, no se si por gustos, preferencias o cuestiones puramente racionales me decanto por la opinión de Gould, aunque yo tengo la mía propia, que por lo poco que sé coincide bastante con la suya.

        De la Wikipedia
        “La falsa medida del hombre investiga «la abstracción de la inteligencia como una entidad única, su localización exclusiva en el cerebro, su cuantificación para cada persona y el uso de estos números para ordenar a las personas en una escala de valor, para invariantemente descubrir que los grupos raciales, clases sociales o sexos oprimidos y en situación de desventaja son innatamente inferiores y merecen su estatus».”
        Gould, S. J. (1981). The Mismeasure of Man. pp. 24–25.

        En el artículo que puse en mi primer comentario verás que esta debate atravesó fronteras y cómo algunos importantes académicos españoles (roberto colom en este caso) extendieron ese tipo de argumentos hasta el paroxismo (por no decir hasta el racismo y las recomendaciones eugenésicas…).

  11. Esto es que enlaza muy bien con lo último que dije, y encuentro curiosas similitudes con la realidad actual…
    http://en.wikipedia.org/wiki/Scientific_racism#Early_intelligence_testing_and_the_Immigration_Act_of_1924

    No te lo tomes como una referencia personal, lo que tu planteas y cómo lo planteas me parece interesante, sería cuestión de estudiar en detalle los datos y las referencias que proporcionas y luego plantearse si es necesariamente bueno o mejor centrar nuestros esfuerzos en esto o en otra cosa. Yo ya lo tengo claro, por eso dejo, al menos por ahora, la contrastación de ese tipo de datos para los que les guste hacerlo.

    • Yo no creo que en nuestra época haya un florecimiento de teorías científicas sobre el racismo, antes al contrario lo que veo es que hay un predominio del ginecocentrismo y que la idea del igualitarismo sigue haciendo estragos a través de la falacia moralista. De hecho los poquísimos investigadores que se dedican a explorar las diferencias, como por ejemplo las del CI son inmediatamente anatemizados, expulsados y perseguidos.

  12. Probablemente tienes bastante razón en lo que dices pero es que el caso que te he puesto me resultó flagrante y nunca he terminado de comprenderlo, aunque luego he podido ver que el autor (Robeto Colom ya dije antes, de ese “caso” hablo) tampoco es ningún monstruo, de hecho estudié una asignatura con un libro suyo y en su momento tampoco me decepcionó, pero cuando vi esas afirmaciones suyas, buff…. Concretamente es una cita de un libro del 98 que causó mucho revuelo y que dice algo así como que quizá la tendencia que según el existe a no tener descendencia con otras razas(concepto este ya bastante controvertido) podría ser un conocimietno popular que deriva de hechos empíricos y tal y cual…(en el artíiculo que puse al principio está la cita, la buscaría pero no me va bien el explorador y no me voy a estar a mano aunque igual habria tardado menos XD).

    Respecto a lo del igualitarismo y el estudio de las diferencias es posible que tengas razón, y como verás en otro enlace que puse se da entender, creo yo, que el igualitarismo no consiste en dar a todos las mismas oportunidades en el sentido de una educación homogénea y todo eso, sino en el sentido de ofrecer a cada uno las condiciones más adecuadas para su desarrollo, que pueden ser muy distinas de un caso a otro. Por eso te digo que el artículo es interesante y la idea tiene bastante sentido, si bien tengo bastantes reticencias hacia este tipo de medidas y de conclusiones y no considero que el IQ test sea ninguna panacea ni tenga la enorme utilidad que muchos le parecen otorgar.

      • Te copio el comentario que yo personalmente como editor (si lo fuera que no lo soy obviamente) no habría aceptado nunca, pero bueno la libertad de expresión es para todos

        “Otra cosa es que los científicos descubramos que el cruzamiento de una persona de laraza gitana y una persona caucásica pueda producir mutaciones letales en la descendencia…Es posible que ese tipo de fenómenos se hayan dado en el pasado y se hayan transmitido al pueblo transformándose en lo que se conoce como “sabiduría popular”. De ahí puede proceder el rechazo a las relaciones entre distintas razas (…) Investigar el supuesto control genético de nuestras propiedades psicológicas más entrañables puede resultar esencial para corregir defectos graves de las personas” (p. 20).
        (R.Colom, orígenes de la diversidad humana; o eso creo, pero suyo es).

        Este es el fragmento, para mi totalmente incomprensible y que quizá busca más vender y crear polémica que realmente transmitir esas ideas. pero vaya tela…

  13. De todas formas, no son precisamente poquísimos los que investigan estos temas, en psicología la tradición diferencialista es de las más desarrolladas y de las que más ha trascendido hacia el conocimiento popular.

  14. “el igualitarismo no consiste en dar a todos las mismas oportunidades en el sentido de una educación homogénea y todo eso, sino en el sentido de ofrecer a cada uno las condiciones más adecuadas para su desarrollo, que pueden ser muy distinas de un caso a otro”

    O sea, que lo que usted llama “igualitarismo” sería lo que Aristóteles denominaba “justicia distributiva”. Si bien éste hacía hincapié en ‘cargas’ y ‘beneficios’; o sea, “derechos” y “deberes”, según otros. Su concepto de igualitarismo, es claro, no incluye las “cargas”, sólo los “beneficios”. El maestro Marx es luz y guía: “DE CADA CUAL, SEGÚN SU CAPACIDAD; A CADA CUAL, SEGÚN SUS NECESIDADES” (1875).

  15. Muy parecida a la falacia del nirvana, pero con un planteamiento distinto: vendría a ser la versión pesimista. Mientras que la anterior introduce una solución perfecta pasándola por real, la falacia de la solución perfecta consiste en desechar todas las alternativas por sus fallas, poniendo estándares imposiblemente altos.

  16. Pingback: ¿Qué entendemos como ayuda a la familia? [Francisco Traver] | BLOGS L2N

Deja un comentario

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s