Una teoria unificada de la enfermedad mental

capture

El paradigma psiquiátrico predominante en la actualidad es el conocido como paradigma kraepeliniano y consiste en la convicción de que las enfermedades mentales son entidades naturales como las enfermedades médicas. No importa que ya sepamos que las enfermedades mentales son patoplásticas (sigan criterios culturales) estén fuertemente influenciadas por las creencias o zeitgeist de nuestro tiempo o muten hacia formas más benignas o más malignas. Seguimos creyendo que estas enfermedades son como las otras: entidades fijas que se repiten a sí mismas configurando una identidad sintomática. Además creemos tambien que estas entidades son discretas, esto es separadas unas de otras, a pesar de las fuertes evidencias de signo contrario.

Sigue leyendo

Capricho, deseo y pulsión

dorian

Aquellos de ustedes que leyeron el post anterior donde analizaba la respuesta sexual femenina habrán entendido ya las diferencias fundamentales que existen entre hombres y mujeres en su negociación con el deseo sexual.

Convinimos que en la mujer habia una especie de escisión entre el deseo y la respuesta fisiológica (medida a través de la lubrificación vaginal), hasta tal punto que en las mujeres podia haber un verdadero divorcio entre el deseo mental y el deseo vaginal, si es que se me permite la metáfora.

Sigue leyendo

Todos somos perversos

perv

Tengo entre mis manos un libro de texto de Psiquiatría clásico aunque escrito muy recientemente (2000) por el ilustre psiquiatra español Demetrio Barcia. He recurrido a él para ver por donde anda mi especialidad en el tema que ahora me ocupa: las parafilias, debido a que he de preparar una clase para cuarto de medicina.

Siempre me he preguntado por qué las parafilias merecen un apartado en las clasificaciones psiquiátricas y me sigue sorprendiendo lo poco que hemos avanzado en la conceptualización de estos “gustos” desde que Krafft-Ebing escribiera su tratado sobre perversiones sexuales.

Sigue leyendo