Agraviados e inmunodeprimidos

indignación

Hace algo así como 30 años, el profesor Ramon Sarró, me dijo -en algún lugar que no consigo identificar- cómo habían cambiado los delirios esquizofrénicos en los últimos tiempos. Sarró estaba muy interesado en cómo ciertos mitos se transformaban en delirios persistentes en los esquizofrénicos que durante su juventud había estudiado y que llamó mitologemas. Según él ahora (entonces) los esquizofrénicos ya no deliraban sino con delirios bastante bizarros y simples, la persecución, la comunicación con entidades no visibles y a través de máquinas persistían pero habían desaparecido aquellos enfermos creativos que se consideraban inventores, científicos o lingüistas dotados de extraños talentos que los demás rechazaban por ignorancia.

Sigue leyendo

Anuncios

¿Habría que legalizar las drogas? (I)

drogas

Hace mucho tiempo que pienso en escribir este post y mucho tiempo más que pienso sobre esta cuestión, pero no he querido dar mi opinión hasta ahora porque no tenia las ideas claras.

Sigue leyendo

Los hallazgos del 2016

perro

1) Para mi el libro del año,se trata de una obra de Bruce Perry que con ayuda de una periodista -Maia Szalavitz- confeccionan al alimón,una extensa casuística de historias de niños traumatizados, supervivientes en todo caso de graves traumas. Casos bastante extremos pero que recorren todos los registros del trauma en edad infantil: el descuido-abandono, el maltrato fisico o el abuso sexual. Al mismo tiempo que se comentan desde el punto de vista neurobiológico como inciden todos estos traumas en el neurodesarrollo, según la teoria neurosecuencial del propio Perry y que se puede entender según un modelo de maduración secuencial de las partes del cerebro, desde la más antigua (el tronco cerebral) hasta las más modernas ( la corteza cerebral) pasando por el sistema límbico sede de las emociones conectada a su vez al tronco a través del mesencefalo. Existe pues una conectividad de abajo-arriba presidida por una jerarquía entre zonas cerebrales, siendo el tallo encefálico nuestro sistema regulador del estrés.

Sigue leyendo