¿Habría que legalizar las drogas? (II)

escrito-drogas-sadie-plant

Imagine por un momento que siguiendo los consejos de Arthur Koestler un laboratorio decidiera sintetizar un fármaco “antiterritorial” o piense si alguien investigara un fármaco contra la envidia o simplemente para aumentar la sociabilidad o los rendimientos intelectuales. Tal fármaco no sería un fármaco pues solo se considera fármaco a aquellos que van destinados a curar o mitigar enfermedades, sólo es fármaco aquella droga indicada para tratar una enfermedad o como coadyudante de la misma. Dicho de otra manera, tal fármaco sería considerado una droga psiquedélica, una droga con efectos en el cerebro y pasaría a ser ilegal. No se vendería como tal fármaco pero el tráfico ilegal lo vendería como rosquillas.

Sigue leyendo

Anuncios

¿Habría que legalizar las drogas? (I)

drogas

Hace mucho tiempo que pienso en escribir este post y mucho tiempo más que pienso sobre esta cuestión, pero no he querido dar mi opinión hasta ahora porque no tenia las ideas claras.

Sigue leyendo

El efecto cenicienta

cenicienta

Margo Wilson y Martin Daly son una pareja de investigadores canadienses que siempre aparecen juntos como Lennon y Mc Cartney y de los cuales ya he hablado en este blog, sobre todo de sus trabajos -en clave evolucionista- sobre los celos. Los autores, que han llevado a cabo grandes y laboriosos trabajos de investigación en cohortes muy extensas de población escribieron un libro que recientemente ha sido publicado en español por la editorial Critica. El libro que se titula “La verdad sobre Cenicienta” y se subtitula “Una aproximación darwiniana al amor parental” (1998-2000), recoge gran parte de sus investigaciones sobre violencia familiar, que es el area de su especialidad y sobre todo contiene un párrafo en su cubierta que es de alguna manera el resultado final de su investigación:

“El factor de riesgo mas grave descubierto hasta hoy en el maltrato de niños es la convivencia con un padastro ouna madastra”.

Sigue leyendo

Civilización y barbarie

voltaire

La compasión es la comprensión plena de la necesidad del mal (John Gray citando a Leopardi).

“Si el progreso es un mal tan grande, ¿Cómo es posible que no hagamos nada por deshacernos de él inmediatamente?… Estábamos hechos para vegetar, para dilatarnos en la inercia, y no para perdernos en la velocidad y en la higiene responsable de la enorme cantidad de seres desencarnados y asépticos que pululan por todas partes, de ese hormigueo de fantasmas donde todo se agita y nada está vivo. Una cierta dosis de suciedad es indispensable para el organismo (fisiología y mugre son términos intercambiables), por eso la perspectiva de una limpieza a una escala universal inspira una legítima aprensión. Deberíamos habernos atenido, piojosos y serenos, a la compañía de los animales, vivir al lado de ellos durante algunos milenios más, respirar el olor de los establos antes que el de los laboratorios, morir de nuestras enfermedades y no de nuestros remedios, dar vueltas alrededor de nuestro vacío y hundirnos suavemente en él… La civilización, nuestra droga, nos ha intoxicado a tal grado que nuestro apego a ella presenta los síntomas de un hábito mezclado con el éxtasis y de aborrecimiento. Tal y como va, acabará con nosotros, no hay duda; en cuanto a renunciar a ella, no podemos hacerlo, hoy menos que nunca.” E. M. Cioran.

Sigue leyendo