La teoría biocognitiva


En 1977 Engel publicó en Science un articulo más influyente que leido, donde propugnaba un nuevo modelo para la comprensión de las enfermedades mentales, un modelo que llamó bio-psico-social que inmediatamente fue adoptado por todo el mundo, aunque ya el propio Engel avisaba de que el citado modelo -que venia a decir algo indiscutible- carecía, sin embargo, de una teoria unificadora que pudiera aportar no ya una visión consensuada de lo biológico, lo psicológico y lo social sino que ni siquiera disponíamos de una jerga común para entendernos desde las distintas disciplinas.

Pocos pueden hoy discutir que en las enfermedades mentales existen factores causales de “los tres reinos”, pero la ausencia de esa disciplina unificadora dejó el articulo de Engel en un referente bienintencionado más que en un modelo de comprensión definitivo para todos aquellos conversos que desde entonces se dicen influidos por el modelo bio-psico-social.

La carencia de esta disciplina o teoria unificadora dejó las cosas tal y como estaban: los neurobiólogos siguieron investigando con sus moléculas, los neuropsicólogos con sus modelos cognitivo-conductuales, psicoanalíticos o constructivistas y los sociólogos con sus paradigmas sociales descarnados de lo humano. En el fondo cada cual se ha asentado sobre lo ya conocido y sin saberlo han profundizado en el dualismo, unos desde el reduccionismo neurobiologico y otros desde el expansionismo psicológico o social.

Pero héme aqui que si existe una teoria unificadora, y no una sino tres:

La teoria de la información

La teoria del caos

La teoria cuántica

Nadie se habia ocupado de ellas al menos para hacerlas resplandecer en las ciencias del hombre, me refiero a que estas teorias aunque conocidas desde los años 70 no habian sido nunca utilizadas para hacer una aproximación a lo humano. Hasta que llegó Mario Martinez y escribió un articulo magistral instituyendo una nueva teoria que ha llamado Biocognitiva y que toma prestadas de las anteriores sus cimientos basicos.

Resumiendo las ideas de Martinez que al parecer han obtenido poca resonancia entre los vaticanistas de la ciencia, se puede contestar ya a la celebre pregunta ¿qué es antes el huevo o la gallina? diciendo que gallina y huevo coemergen, es decir son procesos simultáneos.

Otro hallazgo de la Teoria biocognitiva son a mi juicio dos ideas, la linealidad-no linealidad de los sucesos y la localidad-no localidad de los mismos. Significa en términos prácticos que la causalidad de los sucesos psiquicos o biologicos no siempre es lineal, una causa que genera un efecto sino que el paso de un sistema lineal a otro caótico o fractal imposibilita la solución del problema en términos lineales y que parece que lo que llamamos evolución crónica tiene que ver con la caotización del sistema. Además todo suceso tiene un aspecto con localidad y otro aspecto sin localidad, es decir que cuando algo se guarda suele hacerse sin localidad- el suceso está en todas partes y en ninguna parte- en todas las celulas del organismo y en ninguna celula especial, pero cuando se recupera no tiene más remedio que hacerlo de manera localizada.

Otro tema importante de la teoria biocognitiva es “la relevancia contextual” que es lo mismo que decir que los sintomas pretenden hallar un significado, todo en el campo biocognitivo está diseñado para encontrar un sentido que es a la vez histórico, psicológico y biológico, Martinez propone el neologismo mentecuerpocultura para dar cuenta de el fenómeno bien conocido de que el espacio y el tiempo no pueden separarse. Como tampoco el hecho psicológico, el biológico y el cultural. Y además este campo tiene bordes, es decir construimos un universo con horizontes externos e internos que delimitan el campo de nuestra experiencia pero al mismo tiempo todos venimos de “serie”, equipados con un “código pionero” que tiene como función la expansión de esos mismos horizontes, algo muy parecido a lo que hacen los entrenadores de fútbol cuando mandan a sus jugadores ampliar el campo -abrirse por las bandas- esa parece ser la solución a los malestares del hombre, la expansión de la conciencia más allá de la cognición.

Anuncios

13 pensamientos en “La teoría biocognitiva

  1. La Tª del universo holográfico tiene algo en común con la Tª Biocognitiva: al saltar de la linealidad a la no-linealidad, cada trazo (o fractal) mantiene la información total de la entidad, al igual que en la fotografía holográfica. A quien interese esto, puede leerse http://docs.google.com/Doc?id=dhpj4dtq_11j9f6t6
    Que Zeus nos ilumine, igual al final incluso entendemos algo 🙂

  2. Saludos, vecino.

    Joder (sin perdón), joyita de blog tienes montado por aquí.

    Me honra vueso enlace al mío. Leeremos con atençao, prestos y dispuestos a aprender a manos llenas, válgame.

    Buzón de peticiones: márcate una entrada sobre misticismo y DSM-IV V62.89. Hoy en día, Santa Teresa, San Juan y cía., ¿con qué tipo de diagnóstico patológico crees que hubieran sido obsequiados?

    Más saludos,

    nosce

  3. Pingback: Filosofía y psiquiatría « neurociencia-neurocultura

  4. Pingback: Dualidad y dialogicidad « neurociencia-neurocultura

  5. Estimado Paco, Mario Martinez ha viajado ayer miércoles 18 de marzo a Montevideo para ofrecernos un workshop sobre Introduccion a la teoría y práctica biocognitive (puedes ver el programa en su sitio web: http://www.biocognitive.com
    Esta noche he estado conversando con él y le he comentado sobre tu blog y ha quedado muy interesado en entablar contacto contigo.
    Puedes escribirme a mi e-mail y yo te pasaría su correo para que puedan comunicarse.
    Un saludo desde Montevideo
    Jorge de Paula (Dr.George)

  6. Ha sido un gozoso descubrimiento. Absolutamente identificado con todo lo que dice. Creo que existe un dualismo de universos que van coemergiendo: las células asociadas en su espacio interno, con sus valores homeostáticos y tensiones alostáticas. y el exterior en el que se inserta el individuo como una macrocélula con su membrana consciente del contorno corporal y su relación estrecha con lo peripersonal. Es lo que llamo, de forma simple, el dualismo organismo individuo.

  7. Pingback: Luz y visión « neurociencia-neurocultura

  8. LEYENDO A MIGUEL MARTÍNEZ, ME LO HAN RECOMENDADO POR DIFERENTES VÍAS Y POR MI PARTE ENCUENTRO UNA DUDA RAZONABLE. CUANDO EL AUTOR SE PRESENTA COMO SALVADOR, ESO ME INQUIETA UN POCO Y AHÍ COMIENZA MI DUDA…SEGUIRÉ EXPLORANDO.

  9. Veo a todo el mundo aquí fascinado con la Teoría Biocognitiva y como creo que el brillante autor del blog no ha matizado algunas cosas quería dar mi opinión al respecto.He leído el artículo principal de Mario Martinez y me parece una jerga indescifrable en plan Psicobuble, pura especulación. A mí me parece muy sospechoso que un individuo él solito- pensando- haya hecho avanzar la ciencia 500 años y haya fusionado la Física Cuántica, la Teoría del Caos y la de la Bioinformación. Si esto es así hay que proponerle para el premio Nobel inmediatamente.
    ¿qué poder explicativo tienen frases tan bonitas como que el cuerpo y la mente coemergen? ¿qué nos dice que antes no supiéramos?
    Una buena teoría se distingue por su capacidad de hacer predicciones. ¿Dónde están las hipótesis testables que se derivan de ella y dónde están los estudios donde se han puesto aprueba esas hipótesis? ¿La ciencia va a avanzar sólo pensando?
    He ido a la página de Martinez y consiste en un texto y una dirección de correo. El Instituto ese de ciencias biocognitivas es él.
    ¿dónde ha publicado sus artículos? miras la bibliografía y son artículos mandados a publicación ( no dice a dónde) y algunas charlas y presentaciones en reuniones y congresos de poca monta
    si tiene aplicación práctica en terapia¿dónde están los trabajos que lo demuestren?

    Rascando debajo de esta teoría no dice nada nuevo. Que los procesos fisiológicos ( hormonas, etc) afectan al funcionamiento mental, que factores externos también la afectan, que factores culturales también, que cultura y biología están relacionadas, que un cambio pequeño en unas condiciones iniciales da luego lugar a grandes perturbaciones, etc., son cosas requetesabidas. Toma perogrulladas y les pone nombres rimbombantes, humo, fuegos de artificio, a mi modo de ver. Y que todo esto lleve luego a un enfoque holístico que en el fondo es lo que hacemos los profesionales de la Psiquiatria, pues también. Yo por lo menos me quedo como estaba, no me explica nada y me lo complica con nombres como mentecuerpocultura y demás.
    Creo que especular es muy divertido pero sin perder la vista lo que estamos haciendo

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s