Convalecientes

Las mujeres tienen que estar descansadas y sobre todo tienen que hablar y mantener relaciones con otras mujeres (Dicho de mi abuela).

mafalda

La convalecencia es el periodo de tiempo necesario para que el organismo se recupere después de haber sufrido una enfermedad. Se trata de un concepto hipocrático que tuvo su apogeo durante el siglo XIX y el XX, con instituciones propias, casas de reposo, balnearios, etc, sobre todo a partir de enfermedades infecciosas como la tuberculosis una verdadera pandemia en esa época. Aunque convalecer se aplica no solamente a las enfermedades infecciosas sino también a intervenciones quirúrgicas o a accidentes puede definirse como el tiempo necesario para recobrar la salud -la restitutio ad integrum- después de una enfermedad.

Sigue leyendo

¿Por qué la psiquiatría está como está? (y II)

La Psiquiatria es gente (Nicolas Sartorius)

Lo cierto es que la enfermedad mental no puede reducirse a una enfermedad del cerebro pero al mismo tiempo es posible afirmar que no podría darse en un cerebro sin la complejidad del cerebro del Sapiens.

Dicho de otra manera, necesitamos contar con otras disciplinas, otros conocimientos para dar cuenta de lo psíquico. Necesitamos a la religión, a la mitografía, a la antropología, a la sociología, a la filosofía, a la literatura y al arte para poder comprender lo psíquico y  por tanto tambien las averías del mismo. Necesitamos poder comprender el sufrimiento mental y las fronteras que traza lo patológico con las adversidades de la vida y como estas intearctuando con ciertas vulnerabilidades genéticas llevan al hombre hacia la enfermedad.

Sigue leyendo

¿Qué es la histeria? (II): la neoconversión

La fibromialgia ha venido a ser la heredera de la neurosis histérica en la medicina postmoderna (Angeles Sanchez)

ordinaria

Terminé el post anterior preguntándome donde habían ido a parar los casos de conversión histérica tan frecuentes en la clínica del siglo XIX y XX. Es el momento ahora de decir que esos casos se han transformado en otra cosa: en somatizaciones o -como se llaman ahora- en trastornos somatomorfos, una palabra feísima que trata de ocultar su parentesco con la vieja histeria y que no ha aportado nada a la comprensión de una de las más frecuentes patologías de nuestro tiempo: la fibromialgia/sindrome de fatiga crónica.

Sigue leyendo